Señal en vivo

0:00
/

Vecinos de la comuna de la región del Biobío denunciaron no estar viviendo en un ambiente libre de polución debido a la contaminación generada por el criadero de cerdos de las empresas Las Astas y Coexca. La Corte Suprema decidió acoger el recurso interpuesto por el municipio y la comunidad.

La contaminación generada por la planta de cerdos, considera moscas, fecas y malos olores. El fallo de la Corte Suprema señala que "la Superintendencia del Medio Ambiente da cuenta de la existencia de un Plan de Cumplimiento, al haberse constatado infracciones al correcto funcionamiento de la planta".

Agregan además que "el informe de la Seremi de Salud del Biobío, da cuenta del inicio de un procedimiento sancionatorio por malos olores, mal manejo de fecas y presencia de moscas, iniciado el 27 de febrero de 2019 y pendiente por causa de la pandemia".

En su fallo, también señala que "los malos olores, la proliferación de vectores (moscas) y el mal manejo de fecas en la granja porcina, pone en riesgo el derecho de la comunidad a vivir en un medioambiente libre de polución".

Medidas frente al criadero de cerdos

Las empresas, Las Astas y Coexca, según lo dictaminado, deberán adherirse, de aquí en más, al plan de cumplimiento de las medidas de control de los focos de contaminación detectados en la planta. Además, las entidades encargadas de llevar a cabo la fiscalización e informar a la Corte de Apelaciones de Chillán, serán la Seremi de Salud, la Superintendencia del Medioambiente, y la Dirección General de Aguas.

Coexa, respecto al fallo, realizó un comunicado escrito. En este señalan que la empresa "está comprometida con el cumplimiento de todas las normas y leyes que rigen su actividad, así como también, la voluntad de operar sus planteles con el mayor respeto por las comunidades y el cuidado del medio ambiente".

Un proyecto de